domingo, 30 de septiembre de 2012

Consejos para elegir bien un sujetador



Aprenderemos en este post a elegir bien el sujetador. Es que contar con la ropa interior correcta, permite modelar el pecho adecuadamente y que la ropa luzca considerablemente distinta. Además, hay cuestiones de salud y posturales que se ven beneficiadas con un buen sujetador. Cabe señalar que siete de cada diez mujeres llevan la talla incorrecta de sujetador.

Con el tiempo, la edad, la lactancia, el embarazo, las fluctuaciones de peso, la talla del sujetador puede variar. Si notas que tu sujetador favorito comienza a marcar tu piel, el cierre en la espalda se sube por encima de la línea del pecho o notas que te falta o sobra copa, entonces es que la talla es la incorrecta.

Por eso, hay que considerar que el contorno dará el número: se obtiene midiendo el contorno del tronco, por debajo de la línea del sujetador, y sumándole 15.

En el caso de la letra, hay que determinar el tamaño de la copa. se obtiene midiendo por encima del pecho y restándole lo que mide el contorno realmente. Con ese dato ya solo hay que seguir esta regla: A (de 12 a 14 centímetros, busto pequeño), B (de 14 a 16 centímetros, busto medio), C (de 16 a 18 centímetros, busto lleno), D (de 18 a 20 centímetros, busto voluminoso) y la secuencia continúa para copas superiores.

Otras pautas para elegir sujetador:

-Toma las medidas sin ropa y cuando no tengas la menstruación: durante esos días el volumen del pecho aumenta.

-La mayoría de los sujetadores tienen tres posiciones de corchetes. Un sujetador sienta bien si al cerrarlo en el del centro ajusta sin oprimir ni hacer pliegues en la piel.

-El sujetador no debe hacer marcas en todo el contorno.

-El regulador de la espalda no debe quedar por encima de la línea del bajo pecho.

- Si vas a hacer ejercicio, escoge un buen sujetador deportivo que amortigue el movimiento del pecho.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada